Brazo de nata y cobertura de chocolate



Muy buenas, para hoy tengo una receta ideal para ir practicando, ahora que ya se va acercando diciembre... y todos sabemos que este mes es muy mágico y nos juntamos más con la familia y amigos. Y que mejor que un buen postre casero.

Vamos a preparar una brazo relleno de nata y con cobertura de chocolate.


Para esta receta hay que tener muy en cuenta las cantidades, ya que no voy a utilizar nada de levadura.

Ingredientes y sus medidas:

Para la plancha de bizcocho:

Por cada 1 huevo (de 53 a 63 g) añadir 30 g Azúcar + 30 g Harina

Aroma es opcional, pero queda muy bueno (vainilla, limón, …) solo con poner una cucharadita le das un toque especial.

Un pellizco de sal (Para potenciar el sabor) opcional.

Para el relleno:

500 ml de nata 35% M.G. (Tiene que estar muy fría).
85 g azúcar glas

Para la cobertura:

1 tableta de chocolate negro de cobertura,(en este caso, he mezclado chocolate negro y blanco para dibujar betas)


Lo primero es batir con varillas los huevos, azúcar, la esencia y la sal.

Hay que batir hasta que duplique su volumen y veamos que la mezcla se vuelve más blanca.

Una vez este montado, iremos añadiendo a cucharadas la harina, y lo mezclaremos con movimientos envolventes, hasta que esté bien incorporada.

Forrar con papel de horno la base del molde que vayamos a utilizar. Para esta receta, utilizo la misma bandeja del horno.

Repartimos bien, asegurándonos que esta todo del mismo grosor, y así conseguir una plancha de bizcocho perfecta.

Lo introducimos al horno a 170ºC durante 8 minutos o hasta que esté un poco dorado.

Para esta receta he utilizado 4 huevos, para que me cubra perfectamente la bandeja.

Una vez sacamos el bizcocho del horno, aun en caliente, enrollamos el bizcocho en un trapo de cocina o en un papel de hornear. Lo dejamos enfriar y mientras vamos a preparar la nata.

Para ello, batimos con las varillas la nata, y cuando esté semi montada, iremos añadiendo poco a poco el azúcar glas. Seguimos montando hasta que tenga consistencia, pero OJO, si la montáis con exceso, se os cortará y se creará mantequilla dulce, así que si es necesario, ir parando para mirar la consistencia tantas veces lo creáis conveniente.


Ya tenemos la nata montada y el bizcocho frio, pues vamos a desenrollar con cuidado y rellenamos con la ayuda de una espátula.
Volvemos a enrollar, cortamos los bordes para que queden más rectos, y en este caso lo que hago es poner el brazo en el congelador, para que esté muy frio.

Mientras voy a fundir el chocolate.

Lo podéis fundir al baño María o al microondas.

Sacamos el brazo del congelador y lo colocamos en una rejilla (la del horno nos vale), y vertemos el chocolate fundido por encima. Como el brazo está muy frio, el chocolate endurece más rápido.


Y listo, ahora si queréis podéis decorar al gusto, y lo guardáis en la nevera hasta el momento de disfrutar de el.

Y esto es todo, a partir de esta receta, podéis cubrir con cualquier chocolate y rellenar de lo que mas os guste, a mi por ejemplo me gusta con relleno de crema pastelera.

Os dejo recetas que pueden interesaros.




Me despido con un fuerte abrazo 👋🏻








No hay comentarios:

Publicar un comentario