Buñuelos de bacalao sin harina


Seguimos con otra receta de bacalao, que aunque tenemos una semana santa diferente, seguiremos con las tradiciones culinarias.



Esta receta me gusta porque no lleva harina, así que es adecuada prácticamente para todos.

 Los tamaños son un poco a gusto de cada uno, a mi me gustan hacerlos más pequeños para llevar un pequeño bocado y saborear al máximo.

Es una receta que puedes preparar con antelación y darle un pequeño golpe de calor al servir. Aunque reconozco que en frío están deliciosos.


Los ingredientes necesarios son:

1/2 kg bacalao
1/2 kg patatas
1 huevo
1/2 sobre de levadura química (aproximadamente 7 o 8 gramos)
1 cda ajo en polvo (al gusto)
1 cda perejil picado (al gusto)

Lo primero y más importante, es desalar el bacalao.
Os recomiendo que lo hagáis unos días antes para llegar al punto de sal deseado.
Ponemos en bacalao en un bol amplio lleno de agua, y vamos  cambiando el agua a menudo , hasta que consigamos el punto deseado de sal.

Un a vez tengamos el bacalao desalado, lo desmigamos y reservamos.

Pelamos y cortamos las patatas y las pondremos en un olla a hervir.

Cuando este casi listas, le añadimos el bacalao y dejamos que hierba unos 4 minutos.

Apartamos del fuego y escurrimos las patatas y el bacalao.

Lo pasamos a un bol amplio, y machacamos con la ayuda de un tenedor, para formar un puré.

Le añadimos el huevo, la levadura, el ajo y el perejil y mezclamos todo bien, para que se integren todos los ingredientes.

Ahora es el momento de hacer los buñuelos, con la ayuda de una cuchara, vamos haciendo unas bolas y las ponemos en una sartén con aceite caliente y los freímos.

No hay que hacerlos mucho, simplemente que doren por los dos lados.

Ya tenemos listos unos buñuelos de bacalao, como yo les digo, delicias de bacalao.


Hasta aquí la receta de hoy, nos vemos en el próximo post.







No hay comentarios:

Publicar un comentario